Etiquetas

Para empezar esta semana con algo más práctico, he decidido amenizar este lunes con una entrada un poco inusual: un ejemplo de informe pericial criminalístico.

Como muchos sabréis, la Criminalística es una de las ramas más importantes de la Criminología, y desde luego se ha popularizado mucho en España gracias a series como CSI (¡lo admito! no he visto ni un sólo capítulo).

Hace tiempo decidí sumergirme un poco más en este campo y obtuve un título de especialización en Criminalística, para más tarde formarme como Perito judicial experta en Criminalística. No obstante, tanto a mi como a otros compañeros de estudios, se nos hacía complicado realizar un informe pericial, y puesto que no de teoría vive sólo el Criminalísta, aquí va un pequeño ejemplo de informe pericial.

Lo realicé en mis años mozos como estudiante de Criminalística, gracias al fantástico instrumental de laboratorio donado por la Guardia Civil a la Fundación CEU, y pese a no ser estricatamente profesional, es un buen guión para todos aquellos que queráis aprender a estructurar este tipo de informes.

Antes de nada, eso sí, me gustaría aclarar que hay muchas formas correctas de hacer un buen informe pericial, y la que aquí propongo es uno de los tantos modelos que se pueden desarrollar; si buscáis un guión claro y conciso, os animo a echarle un ojo 😉

Subo el archivo en PDF para quien lo quiera consultar; las anotaciones en rojo son mías, para aclarar algunos puntos del informe: INFORME PERICIAL

ACTUALIZACIÓN 2015: Si te gustó este artículo, puede que te interese leer más sobre el tema o sobre la pericial criminológica.

Anuncios